.

DISCURSO DE FIN DE CURSO DEL DIRECTOR GENERAL DEL IIN

.

Finalizamos con esta ceremonia virtual el “Ier Curso no Presencial para Especialistas Jurídicos sobre Derechos del Niño”.  Participaron en él  más de 40 profesionales del área jurídica de la Región, que interactuando a través de la página web del IIN, utilizando  bibliografía y otras herramientas especializadas, fueron completando los requerimientos de esta instancia de capacitación académica.

Cuando dimos la bienvenida al curso, mencionamos  que uno de los objetivos, no escritos pero particularmente relevantes en el marco de este emprendimiento, era fortalecer el intercambio de información horizontal y de experiencias entre los propios participantes. El enrequecimiento que se produjo como fruto de ambas cosas, no solo colmó ampliamente nuestras expectativas sino que estimuló también a quienes tuvieron la responsabilidad académica de conducir el curso. Aún hoy seguimos recibiendo comunicaciones solicitándonos que volvamos a editarlo, lo que nos complace por lo que significa para un organismo especializado  verificar que el servicio que se ofrece responde a una necesidad real

En mi calidad de Director General del IIN, deseo pues felicitarlos a todos por haber  mantenido un nivel tan alto de participación a lo largo de todo el curso y por haber completado a satisfacción  los requerimientos curriculares del mismo que sin duda respondían a standares elevados de exigencia.

Quiero a su vez felicitar y agradecer al Coordinador Académico de este Ier Curso, Dr. Leo José Rodrigo Valladares Lanza, y al Coordinador del Programa Jurídico del Instituto y, justo es decirlo, creador de la iniciativa, Lic. Jorge Alberto Valladares Valladares, por una dedicación vocacional que trasciende cualquier marco contractual, y por haber prestigiado con su iniciativa e idoneidad técnica al propio Instituto Interamericano del Niño fortaleciéndolo para mejor servir a la infancia en la región.                                               

Con mis mejores deseos para todos al finalizar este 2002, en la esperanza que los dolores que golpearon a nuestros países mientras se fueron sumando sus días, den paso a una mejor vida y a mayores oportunidades para nuestros niños y nuestras niñas, los saluda con todo aprecio,

Lic. Alejandro Bonasso
DIRECTOR GENERAL